Herpes virus canino

Importante y desconocido virus que afecta a la cría con olas de muertes neonatales.

Puede causar la esterilidad en hembras y machos y la mortandad pre-natal y peri-natal, además de reabsorciones fetales y abortos. Afectando directamente a la crianza canina de forma muy alarmante.

Su transmisión y contagio es muy fácil, se transmite por vía aerosol, tanto como a través del contacto directo o indirecto con perros infectados. No se trata solamente de transmisión por vía sexual, incluso se produce la transmisión cuando dos perros comparten cama, jaula o espacio, de la misma manera esto puede ocurrir si un animal lame los genitales de otro infectado!

La infección por herpes en adultos es con mucha frecuencia sub-clínica y el diagnóstico suele pasar desapercibido por lo que nuestros perros pueden estar infectados sin nosotros ser conscientes de ello.

El virus está más extendido de lo que podemos imaginar llegando en animales comunes con tasas de seropositividad mayores al 30%. Algunos criaderos tienen prevalencias de tasas tan altas como 100%, sin desarrollo de enfermedad en los cachorros. (Pratts y Obachs 2005).

Se puede testear por PCR pero no tiene cura, actualmente sólo se puede evitar la mortalidad neonatal con la vacunación de las hembras, no evitando en ningún caso que los nacidos sean portadores (en caso de estar la madre infectada).

Los principales signos clínicos del neonato en la forma sobreaguda son una mortalidad fulminante y asintomática, y en la forma aguda, la más frecuente, son:

  • Anorexia: los cachorros dejan de mamar, se desinteresan de la madre y entre ellos.
  • Gemidos constantes manifestando un dolor abdominal.
  • Las heces, más o menos líquidas, son de color amarillo grisáceo.
  • Al final de la evolución aparecen signos nerviosos (opistótonos (*1), movimientos de pedaleo).
  • A veces se observa edema subcutáneo, eritema y pápulas en el abdomen.
  • La muerte se produce en 24-48 horas.

En las camadas afectadas, la mortalidad es de alrededor del 80%; si hay supervivientes serán portadores latentes y podrán presentar secuelas nerviosas irreversibles como ataxia, amaurosis, déficit cerebelo vestibular.

En las poblaciones ya infectadas por el virus, la mortinatalidad es menos dramática porque los cachorros tienen una protección por los anticuerpos del calostro si la tasa de anticuerpos de la madre era suficientemente elevada. Por tanto están protegidos contra la septicemia mortal, pero no contra una infección latente o inaparente como portadores sanos.

Aparte de la mortinatalidad aparecerán otras alteraciones patológicas en cachorros de más edad y en los adultos.

  • En el cachorro de más edad puede presentar conjuntivitis (puede complicarse con queratitis y, con menos frecuencia, con panuveítis y retinitis), rinofaringitis y provocar un síndrome de "tos de las perreras".
  • En la hembra adulta se pueden encontrar vesículas a nivel de la vulva y la vagina, únicamente en proestro, y que regresan al cabo de un par de semanas para reaparecer en el proestro siguiente.
  • En la hembra gestante aparecen abortos consecutivos a una placentitis, pasados los 20 días de gestación. Los abortos precoces provocan una reabsorción embrionaria  confundida con infertilidad, y si es más tardía se podrán encontrar momificaciones fetales, abortos tardíos y metritis agudas. Sea cual sea el momento del aborto, favorecerá endometritis.
  • En el macho, la mucosa del pene puede estar hiperémica, con petequias y/o una superficie más o menos rugosa. En ocasiones se pueden apreciar lesiones nodulares linfoides o papulares. Estas lesiones se acompañan de una excreción viral muy importante y son responsables de la transmisión venérea del herpesvirus, de un semental infectado a una hembra sana o de una hembra infectada a un semental sano. Por ello son muy importantes puesto que contribuyen a la propagación del virus en un criadero afectado.

En la herpesvirosis son sobre todo las formas latentes y los portadores sanos los que constituyen el verdadero problema de esta virosis, pues aseguran la permanencia indefinida. 

Diagnóstico de sospecha:

  • Todo episodio de mortalidad neonatal (en los 8 primeros días) debe hacer pensar en la posibilidad de primoinfección herpética.
  • La exploración de un síndrome de "hipofecundidad" o "infertilidad" en un criadero debe incluir la hipótesis de "secuelas" de una infección por herpesvirus.
  • Historial de lesiones genitales en los reproductores o de rinotraqueítis (tos de la perrera).
  • Ausencia de lesión macroscópica en las formas fulminantes.
  • En caso de aborto, la placenta suele presentar degeneración y focos de necrosis. Pero no conviene quedarse satisfecho con esta orientación clínica y es recomendable pedir confirmación a través de exámenes de laboratorio como son la histología, la serología y la detección de la presencia del virus por PCR (el único factor limitante es el coste de estas pruebas para un criadero o particular)

Prevención:

Existe en el mercado una vacuna contra el herpesvirus canino (Eurican Herpes 205®) cuyo mecanismo de acción consiste en provocar en la hembra gestante una elevación importante de sus anticuerpos que a su vez aseguren la protección de la camada a través del calostro. El estado de la hembra, tanto si es indemne, infectada latente o infectada clínicamente, no tiene importancia puesto que se trata tan sólo de realizar una inmunización pasiva de los cachorros.

El protocolo son dos inyecciones en la hembra: una primera entre el inicio del celo y la monta, y una segunda 10 días antes del parto.

Esta vacuna asegura la protección de la camada que viene, pero no elimina los portadores sanos. Hay que repetirla en cada gestación.

 

(*1) Espasmo de tipo tetánico y generalizado que predomina en los músculos de la nuca y del dorso. El cuerpo y la cabeza se quedan arqueados hacia atrás con las piernas y los brazos extendidos.

 

Bibliografia:

Entre otros conocimientos veterinarios y los siguientes

- Merk 2011 http://merckvetmanual.com/mvm/index.jsp?cfile=htm/bc/56800,htm

- Obach A. 2005 Herpesvirus canino: Pongamonos al dia. http://www.magazinecanino.com/uploads/biblioteca/HERPESVIRUS%20CANINO%201.pdf

- http://veterinaria.unmsm.edu.pe/files/herpes_canino_vargas.pdf

- http://www.mastindelpirineo.info/04salud/030502infeccionherpetica.htm

 

 

Redacción a cargo de: Berta Piñero